La responsabilidad afectiva es ser sensibles y conscientes de los sentimientos de los demás.

 

Muchas veces, empezamos relaciones en momentos en los cuales NO ponemos nuestros límites, condiciones; o bien, en momento en que no sabemos qué está pasando.

 

Desafortunadamente, uno u otro sale perdiendo si las cosas no son claras.

Si el objetivo de uno es sólo pasar un buen rato, y el del otro va más por algo serio,  cuando el tema explote, puede afectar muchísimo, al punto de convertirse en un trauma… que se puede trasladar a su siguiente relación.

 

SE CONVIERTE EN UN CÍRCULO INTERMINABLE.

 

En una relación, es parejo: de ambos lados. Lo que aporta uno y otro. Y aplica hasta en relaciones de amistad y relaciones de trabajo.

 

¿Sabes qué hay detrás de la gente sin responsabilidad afectiva? INSEGURIDAD

La canción DIME habla justo de eso.

'Dices que sí quieres… pero no quiero continuar pensando que es mentira…' 

Sisster_Logo_Solid%20png_edited.png